Vistas a la página totales

miércoles, 12 de marzo de 2014

Venezuela como Bandera



Desde 1806 en Venezuela se conmemoraba anualmente el día de la Bandera Nacional todos los 12 de marzo, sin embargo, en el año 2006, por  decreto constitucional se instituye el 3 de agosto como fecha para conmemorar el "Día de la Bandera".

La resolución que emprendió el Ejecutivo Nacional, se debió a que el 03 de agosto fue el primer día que la historia dicta que por primera vez el tricolor nacional se izó en tierras venezolanas por el Generalísimo Francisco de Miranda y los mártires que llegaron a La Vela de Coro, estado Falcón, hoy, 207 años atrás.
El 12 de marzo de 1806 se alzó por primera vez la Bandera, sin embargo,  este hecho memorable no ocurrió en aguas venezolanas, sino en la rada de Jacmel, Haití  de manos del mismo Miranda.

Uno de los voluntarios extranjeros que asistieron a la solemne ceremonia del 12 de marzo, James Biggs, escribió: esta Bandera está formada por los tres colores primarios que predominan en el arco iris, es decir, el amarillo, el azul y el rojo.

Pero realmente fue el 3 de agosto de ese mismo año cuando Miranda, en compañía de los mártires de su “Expedición Libertadora”, tocó tierras venezolanas y desplegó en la Vela de Coro, el nuevo pabellón tricolor.


La Asamblea Nacional, el 07 de marzo de 2006, en sesión ordinaria modificó y sancionó la Ley de Símbolos, la cual fue publicada en Gaceta Oficial N° 38.394 del 9 de marzo del mismo, la cual añadió la octava estrella a la Bandera Nacional y coloca al caballo de Bolívar, representado en el Escudo, de vista al frente mirando hacia el futuro.

200 años después el Poder Legislativo, por decreto N° 4.754, en Gaceta Oficial N° 38.504, el 21 de agosto del 2006, instituye como "Día de de la Bandera”, el 3 de agosto de cada año.

Sin embargo y por un sentimiento muy personal, quiero hoy hacer una mención especial a nuestra bandera nacional, cuyo color rojo se ha hechos más intenso por la sangre derramada por los nuevos mártires venezolanos caídos al reclamar justamente los derechos inalienables de un pueblo que no se rinde.

Desde el 12 de Febrero, hace justamente un mes, nuestros jóvenes estudiantes (como tiempo atrás lo hicieran José Félix Rivas y un grupo de universitarios) se han lanzado a la calle reclamando, entre otras cosas, la inseguridad social que nos agobia y la ineficiencia de todos los poderes del Estado, los cuales están inconstitucionalmente de rodillas ante el oficialismo, dándole un marco de “legalidad” a un gobierno títere de Cuba y sus mandatarios castro-comunistras.

A estas alturas ya pasamos la veintena de muertos caídos y el gobierno manda a reprimir con mayor fuerza, inclusive dándole visos de legalidad a paramilitares que son hordas de vándalos armados y para colmo nuestras fuerzas armadas, policías, fiscales del ministerio público, jueces, defensoría del pueblo y todas las entidades gubernamentales lo aprueban, algunas con el silencio de sus directivos y otros lo hacen abiertamente y manipulando de manera vil los medios de información que también están genuflexos al régimen.

Este 12 de marzo, nuestro bravo pueblo estará nuevamente en las calles de Venezuela, pues la libertad de un pueblo no se negocia… ¡se conquista! Aunque en ello nos vaya la vida. De nada vale vivir si no tenemos libertad. Decía Simón Bolívar:La esclavitud es hija de las tinieblas, un pueblo ignorante es instrumento ciego de su propia destrucción”.